La mejor pieza de la década

En esta edición, además, se celebró un concurso en el que los visitantes del Kursaal virtual pudieron votar la mejor pieza de la década, que se elegía entre los principales premios–oros y platas cuando no había oros– concedidos en los Premios Nacionales de Creatividad Española, y el mejor Gran Premio de los otorgados hasta 2019. En el primer apartado, la ganadora resultó Pastillas contra el dolor ajeno, de la agencia Germinal para Médicos sin Fronteras. Esta pieza, de 2011, era, según decía Médicos sin Fronteras, «un acto simbólico pero, a la vez, de gran impacto», que proponía la compra de una caja de pastillas de caramelos -de venta exclusiva en farmacias- por 1 euro que se destinaba a la ayuda a enfermos olvidados. La campaña consiguió vender más de 3 millones de cajas en los tres primeros meses, y recibió numerosos galardones.

El Gran Premio que resultó ganador en la votación fue El mejor premio es compartirlo, de Leo Burnett para el Sorteo de Navidad de Loterías y Apuestas del Estado. Una campaña, lanzada en 2014, que inauguraba una línea de comunicación diferente y un claim que hoy todavía se mantiene.