El c de c 2015, celebrado en el Palacio de Baluarte en Pamplona, el 20 y 21 de marzo, se inauguraba con la exposición de las piezas gráficas presentadas para formar parte del Anuario de Creatividad Española.

Otra edición que ha permitido conocer el testimonio y el trabajo de profesionales de muy variadas disciplinas y experiencias. En el Día C se dieron cita los talentos más jóvenes, como los que nos descubrió de nuevo el Reset C, con los profesionales más consagrados, como los británicos Paul Belford y Andy Sandoz, cofundador y director creativo de Work Club y deputy president del D&AD, o los españoles Paco Conde, ahora en BBH, o Carlos Alija y Laura Sampedro, en Wieden & Kennedy, que explicaron cómo se trabaja en las agencias punteras de otros países.

Pero si algo caracteriza al Día C es la combinación de contenidos relacionados con la creatividad publicitaria con aquellos que versan sobre la creatividad en un sentido más amplio. El arte, por ejemplo, siempre tiene sitio en el Día C. En esta edición, contamos con el comisario artístico valenciano Vicente Todolí, ex director de la Tate Modern de Londres y actualmente director artístico del museo de arte moderno Hangar Bicocca, y también con el artista multidisciplinar Neil Harbisson, quien, ante la imposibilidad de percibir los colores, se implantó en su cabeza un dispositivo que le permite “escucharlos’”y que le convirtió en el primer “cyborg” reconocido como tal por un gobierno (Reino Unido). La creación literaria, o mejor, la escritura de guiones, fue otro de los temas abordados en el c de c 2015, con una charla entre tres guionistas españoles: Javier Olivares, autor de “Isabel” o “El Ministerio del Tiempo”, y Teresa de Rosendo y Josep Gatell, los promotores del proyecto Objetivo The Writers’ room, con el que exploran el fenómeno de los guionistas de series americanas.

La tecnología no sólo se hizo presente con la antena de Harbisson, Pedro Pina, director de clientes globales de Google, centró su intervención en el papel que la digitalización juega en nuestras vidas, y se extendió en cómo esa misma tecnología ha cambiado la vida y el comportamiento de las marcas.

La intervención de Ana Mesas, senior creative de Adobe, también estaba en cierta manera relacionada con los cambios tecnológicos, aunque en su caso los cambios se referían sobre todo al software, y en concreto al de Photoshop, que cumplía 25 años.

También hubo espacio para conocer algo más sobre el desarrollo del talento, gracias a Luis Cacho, presidente de la Fundación Promete, institución que desde hace años investiga cómo hacer aflorar el potencial creativo de cada individuo. A esta misma fundación pertenece también Jorge Ruiz, el músico y líder del grupo Maldita Nerea, que fue otro de los ponentes y que habló de cómo enfrenta su faceta de músico y de compositor para publicidad.

Además, en el c de c 2015 también participaron Anna Callau y Pablo Rey, dos publicitarios que hace 15 años se subieron a un 4×4 e iniciaron un viaje que hoy todavía no ha terminado y en el que pusieron en práctica todo lo aprendido en su vida como publicitarios.

El c de c 2015 terminó con la ceremonia de entrega de los Premios Nacionales de Creatividad, presentada por Boris Izaguirre y del c de c de Honor 2015 para Rafa Montilla, Miki Heras, Pancho Alted y Luis Felipe Moreno.